Dresde (Alemania) – Información turística y guía de viaje

Ciudad histórica, fue la antigua capital de Sajonia, situada en el sureste del país, a 40 km de la frontera con la República Checa. Es un centro médico y de investigación nuclear y produce herramientas de precisión y máquinas herramienta, aviones, aparatos electrónicos, tejidos y porcelana. La Casa de la Opera Semper, del siglo XIX, fue reabierta el 13 de febrero de 1985 para recordar el 40º aniversario de la destrucción de la ciudad, debida a los bombardeos aliados durante la Segunda Guerra Mundial, y para marcar la terminación de la laboriosa reconstrucción de la antigua ciudad barroca que una vez fue conocida como «La Florencia del Elba». Muchas de sus iglesias, el magnífico Palacio Zwinger y la Galería Semper, que alberga colecciones de porcelana, loza y pinturas de los maestros antiguos-también han sido restauradas.

POBLACIÓN: 511.000 habitantes.

BREVE DESCRIPCIÓN HISTÓRICA
Los primeros poblamientos de la zona donde hoy se enclava Dresde datan del Neolítico. La zona en la que actualmente se encuentra el casco antiguo de Dresde ya se utilizó como vado para cruzar el río a principios de la Edad Media. No obstante, pese a tratarse de una zona situada junto al Elba, lucrativa desde un punto de vista comercial y a pesar de sus suelos fértiles, siempre  resultó  problemática al  estar  en un  lugar  muy boscoso casi selvático, de difícil colonización.

En el año 1206 se menciona por primera vez a Dresde. Su primer nombre fue Dresdene; nombre que posiblemente deriva de la palabra eslava Drež’any (habitante del bosque), con la que se designaba a sus primeros habitantes.

A fines del siglo XV Dresde se convierte en la residencia el soberano de Sajonia y experimenta un gran auge, gracias a la rebelión que llevó a  cabo la  Casa de Wettin con el fin de obtener la dignidad Electoral.

Este  auge  convirtió a  la  ciudad en  un  centro político  y  cultural de importancia. Debido a la obtención de esta dignidad electoral por parte de la Casa de Wettin, Dresde se convirtió también en el Land protestante más importante de Sacro Imperio Romano Germánico. En esta época se llevan a cabo grandes logros culturales, que son la causa, todavía, del prestigio que tiene esta ciudad.

Durante la Guerra de los Treinta Años, Dresde no fue quemada ni saqueada, pero la peste y el hambre, así como el estancamiento económico, afectaron al desarrollo de la ciudad. Después de esta guerra, la historia de Dresde fue muy cambiante: por un lado, fue la época de la construcción de los parques y edificios más famosos; por otro lado, la ciudad se vio envuelta en casi todas las grandes guerras europeas y fue en numerosas ocasiones dañada. En 1685 ardió completamente la antigua ciudad de Dresde y necesitó bastantes años para llevar a cabo su total reconstrucción como “Nueva ciudad regia“.  A partir de  entonces se  denominó a este barrio como „ciudad nueva“ (Neustadt). Bajo el gobierno de Augusto II, llamado Augusto el Fuerte, conquistó Dresde su fama de ciudad cultural que todavía mantiene. En diciembre de 1745 Prusia conquistó por primera vez Dresde durante la Guerra de Sucesión Austríaca.

En 1756 Prusia volvió a conquistar Dresde, esta vez, durante la Guerra de los Siete Años. Al acercarse el ejército austriaco, el gobernador prusiano que la gobernaba permitió que parte de la ciudad ardiera de nuevo. En 1760 Prusia asedió la ciudad de Dresde sin éxito, aunque no impidió que el interior de la ciudad fuera bombardeado. Schiller en 1785 escribió en esta ciudad la Oda a la Alegría, el poema que es actualmente el Himno de la Unión Europea.

A principios del año 1791 se firmó en Dresde, o más bien en sus cercanías exactamente en Pillnitz la Declaración de Pillnitz, lo que sería el comienzo de las hostilidades entre Francia y Alemania, que durarían 150 años, ya que los monarcas alemanes se arrogaron el poder de destruir los resultados de la Revolución Francesa. En la Guerra de liberación contra Napoleón Dresde se involucró enormemente. El año 1813 tuvieron lugar en los alrededores de Dresde batallas decisivas en la revolución de Leipzig, en este caso Sajonia, con Dresde a la cabeza, luchó junto a los franceses, los cuales entraron en la ciudad y la protegieron frente a los posteriores ataques.

A lo largo del siglo XIX Dresde se libró de las guerras y se convirtió en la capital de uno de los reinos más fuertes que había en el Reich formado en 1871. Durante la Primera Guerra Mundial Dresde permaneció incólume. Después de la Revolución de Noviembre en 1918 Dresde se convirtió en la capital del Estado libre de Sajonia.

La ciudad recibió un durísimo golpe durante la Segunda Guerra Mundial. En la noche del 13 de febrero de 1945 se produjo el Bombardeo de Dresde. La aviación aliada descargó sobre ella una inmensa cantidad de bombas incendiarias. Como resultado, murieron entre 25.000 y 140.000 personas (según las fuentes) y la ciudad quedó reducida a ruinas.

Dresde fue durante siglos un importante centro militar. En el norte de la ciudad se situó la Albertstadt, una ciudad militar autosuficiente que fue ampliada por los nazis. Entre 1939 y 1945 se internaron en barracones   reclusos   de  los   campos   de  concentración, como Auschwitz o Flossenburg. Estos trabajaron en la industria armamentística. A partir de 1945 se situaron en la ciudad tropas del Ejército Rojo y del Ejército Nacional Popular. Después de la reunificación alemana todas las tropas fueron trasladadas o disueltas.

Durante la época socialista, en la que la ciudad pertenecía a la RDA, desaparecieron la mayoría de los restos de la ciudad antigua. Ruinas del Dresde barroco y de iglesias fueron dinamitadas. Debido a las protestas de los vecinos, las partes no destruidas del barrio de Neustadt se salvaron de la demolición. En Prohlis y Gorbitz se construyeron enormes edificios de hormigón, donde antes había terrenos sin construir. En la zona de Johannstadt así como otras del centro de la ciudad se construyeron igualmente grandes bloques de edificios de hormigón. Apenas unos pocos edificios antiguos se mantuvieron. El ideal socialista de construcciones de viviendas se realizó plenamente en el arrasado centro de la ciudad. Con el tiempo se reconstruiría el palacio Zwinger, la Catedral católica (Hofkirche) y el teatro de la ópera (Semperoper).

Tras la caída del Muro de Berlín en 1989 se produjo la Reunificación alemana y la ciudad pasó a ser parte de la RFA y de la Unión Europea. En esta época más edificios antiguos fueron derribados. También otros muchos fueron reconstruidos gracias a subvenciones. Muchas zonas de Dresde sirven como ejemplo de la exitosa restauración de edificios representativos y permanecen como emblemas del patrimonio nacional.

Al igual que el resto de la ex-RDA, Dresde ha tenido problemas para acoplarse con el sistema de la RFA. Sin embargo la ciudad destaca por ser una de las que mejor ha sabido adaptarse a la nueva economía. En agosto de 2002 la ciudad se vio afectada por las grandes inundaciones que produjo el Elba. El nivel del río superó al de las mayores inundaciones de la historia de la ciudad, superando así las de 1784, 1799 y 1845. Los edificios fueron rápidamente reparados, no como las calles e infraestructuras. En 2004 Dresde y los 20 km de distancia entre el castillo Übigau y el Pillnitz, es decir el Valle del Elba en Dresde, fueron declarados Patrimonio Cultural de la UNESCO. En el año 2005 se culminó la reconstrucción de la Frauenkirche, iglesia que se ha convertido en el símbolo de la reconstrucción de la ciudad.

DÍAS FESTIVOS
1 de enero: Año Nuevo 
6 de enero: Reyes Magos (Baden-Wurtemberg, Baviera, Sajonia) 
Marzo/abril: Viernes Santo, Lunes de Pascua 
1 de mayo: Día del Trabajador 
Mayo/junio (jueves): Corpus Christi (en varios estados federados) 
Mayo/junio (jueves): Día de la Ascensión 
Mayo/junio: Pentecostés (domingo y lunes) 
15 de agosto: Asunción de la Virgen María (Baviera, Sarre) 
3 de octubre: Día de la Unidad Alemana 
1 de noviembre: Día de Todos los Santos (Baden-Wurtemberg, Baviera, Renania del Norte-Westfalia, Renania-Palatinado, Turingia) 
25 de diciembre: Navidad 
26 de diciembre: Día del Aguinaldo 
31 de diciembre: Fin de Año 

FECHAS DESTACADAS
Fiestas, festivales y actividades son parte de la escena cultural en Dresde: los festivales musicales de Dresde, los días de música contemporánea de Dresde y el festival Dixieland, la segunda más grande del mundo. Regularmente, los habitantes de Dresde celebran en la ciudad, la fiesta de la locomotora a vapor, la parada de buque a vapor o la fiesta «Elbhangfest».

Festival musical de Dresde. Cada año desde finales de mayo hasta comienzos de junio, en los hermosos castillos, jardines, teatros palacios e iglesias de la ciudad resuenan numerosos conciertos, presentados por renombrados solistas y compañías de teatro internacionales y por los mejores cuerpos musicales de Dresde.

La fiesta Elbhangfest. El último fin de semana de junio el paisaje entre Loschwitz y Pillnitz se transforma en una gran zona de fiesta. En cinco lugares a lo largo de la pendiente del Elba en las plazas de los pueblos, en parques y villas, a orillas del Elba y en las pendientes se ofrecen 200 diferentes actuaciones. Fiestas de arte y fiestas del pueblo todo en uno. La fiesta Elbhangfest ofrece conciertos, teatros y actos de danza y para niños, lecturas y eventos especiales. Hay mercados de artesanía local, además de diversas ofertas gastronómicas. Visitas guiadas y conferencias hacen posible el encuentro con la región. Acciones de jóvenes artistas presentan espíritus contemporáneos modernos.

Festival internacional «Dixielandfestival». En el festival de jazz más antiguo de Europa y el más grande de su género en el mundo (a mediados de mayo) la ciudad baila y se alegra con los conciertos en los buques a vapor del Elba y en la «milla» del jazz de la calle Prager Straße. Y para concluir hay sesiones improvisadas y un gran desfile en vehículos históricos.

CLIMA
La ciudad ofrece veranos calurosos y húmedos e inviernos fríos y bastante secos, siendo la mejor época para su visita durante los meses de primavera y verano

PRINCIPALES ARTÍCULOS A ADQUIRIR: Dresde invita a descubrir gangas y únicos y valiosos objetos que sólo ahí se pueden encontrar. Las compras en Dresde son tan variadas y ricas como variada y rica es la misma ciudad.

Porcelanads de Meissen, artísticas tallas de madera de Erzgebirde, especialidades gastronómicas como la Dresdner Christstollen (de frutas) o vinos de Meissen. Un sinfín de posibilidades que hacen de la compra en Dresde una actividad casi indispensable para el visitante.

PRINCIPALES ZONAS DE COMPRA :

La principal calle comercial de Dresde lleva desde la calle Prager Straße, pasando por el mercado antiguo hasta la calle Wilsdruffer Straße con los grandes almacenes, grandes cadenas de moda y la galería del mercado antiguo con más de 100 tiendas. La calle Königstraße en la ciudad nueva al lado del Elba es considerada como la primera dirección para compras de alto nivel.

La calle Prager Straße. La zona comercial más popular, la calle Prager Straße es la típica calle comercial de Dresde con grandes almacenes y muchas tiendas con amplio surtido de marcas internacionales y populares.

El mercado antiguo. En los alrededores del Mercado Antiguo se han establecido mayormente pequeños negocios individuales. Al contrario de la “galería del mercado antiguo” que con más de 100 tiendas, cafés y restaurantes tiene más bien cierta atmósfera metropolitana. Nombres de renombre internacional están representados aquí de igual forma que las tiendas de vendedores regionales. El mercado de las Trenzas “Striezelmarkt” es uno de los mercados de Navidad más conocidos e históricos y se ubica frente a la iglesia de la Cruz.

PRECIO FIJO O «REGATEO»: Precio fijo y en los mercadillos se admite el regateo.

GASTRONOMÍA
Dresde es una ciudad sensual y variados son los placeres que regala. El verdadero entendido de las delicias lo recibirá con los brazos abiertos. La cocina sajona es privilegiada con sabrosas comidas, como por ejemplo el clásico asado de buey, sopa de patatas y las sabrosas “Quarkkeulchen” (bolitas de masa de requesón bañadas en azúcar glas). Asimismo son un éxito el Eierschecke de Dresde (tarta con capa de huevos, almendras y pasas) y en la época navideña los Christollen de Dresde (bizcocho navideño de pasas, almendras y especias).

ENTRETENIMIENTOS

MUSEOS Y LUGARES DE VISITA TURÍSTICA :

Muchos de los cerca de 30 museos tienen nivel internacional. En el palacio Zwinger se encuentra la famosa galería de arte de maestros antiguos con la “la Virgen Santísima Sixtina”, y la colección de porcelana más grande del mundo. Un tesoro conocido en todo el mundo es también la antigua colección de joyas reales en la Bóveda Verde en la terraza “Brühlsche Terrasse”. Arte contemporáneo muestra la galería “Nuevos Maestros”, el nuevo círculo artístico de Sajonia, la Escuela Superior de Artes Plásticas y alrededor de 60 galerías.

El Palacio Zwinger con sus museos y colecciones. El museo más conocido de colecciones estatales de arte de Dresde es la pinacoteca “Antiguos Maestros” en la parte museística del palacio Zwinger.

La Cámara de Arte del Electorado. Con la cámara de arte del Electorado el príncipe elector Augusto puso en 1560 la base para la primera colección de Dresde, que ya en el siglo XVII pertenecía a las curiosidades turísticas más famosas de Europa. Las piezas de colección fueron creciendo en clase y número tan rápidamente que ya en el siglo XVIII se fundó un museo especial.

El Museo Erich Kästner. El museo es un espacio de comunicación para todos aquellos que quieran conocer la vida y obra de Erich Kästner.

La Bóveda Verde. La Bóveda Verde es el museo de tesoros más ostentoso de Europa. Se muestran obras maestras de joyería y orfebrería así como tesoros de ámbar, marfil, vasijas de piedras preciosas y estatuas de bronce muy artísticas, como por ejemplo el servicio de café de oro, el hueso de cereza con las «186 caras», la gran fragata de marfil y figuras de perla llenas de imaginación.

El Museo Alemán de la Higiene. La exposición permanente presenta una gran selección de obras de significativas colecciones del Museo Alemán de la Higiene: además de las conocidas figuras de cristal se pueden apreciar también esculturas de cera e históricos modelos anatómicos y preparados, valiosos objetos histórico-culturales de la colección Schwarzkopf y objetos que se emplearon en el siglo XX para el cuidado de la salud.

Colección de esculturas en el Museo Albertinum. La colección de esculturas en el Museo Albertinum en la terraza «Brühlsche Terrasse» presenta obras de más de cinco siglos, desde culturas antiguas de la región mediterránea y del Oriente Próximo, pasando por todas las épocas de escultura europea desde la alta Edad Media hasta la actualidad. Punto central de la exposición permanente es la mundialmente conocida Colección de la Antigüedad.

DIVERSIONES Y ENTRETENIMIENTOS DIURNOS:
Dresde tiene ofertas para todos los gustos: aquí se mezcla la oferta de tiempo libre de una ciudad moderna y grande con las posibilidades de un sosiego apacible. Preciosos parques invitan a pasear, los ciclistas y los patinadores pueden hacer recorridos de varios kilómetros a lo largo del Elba por las vías previstas para ello.

DIVERSIONES Y ENTRETENIMIENTOS NOCTURNOS :

  • Semperoper (Sächsische Staatsoper Dresden). Theaterplatz 2.
  • Gare de la lune. Pillnitzer Landstraße 148. Tel: +49 351 267 8554. Honorable vieja casa con jardín, perfecta para una bebida relajante. Sala de baile.
  • Blue Note. Görlitzer Straße 26. Tel: +49 351 801 4275. Lugar de encuentro de escritores, poetas, filósofos, camareros después de su trabajo, amantes del jazz  e insomnes recalcitrantes. Música en vivo.
  • Schauburg. Königsbrücker Straße 55. Tel: +49 351 803 2185. El más antiguo cine de Dresden con tres salas de proyección. Organiza en febrero el Festival de Cortometrajes.
  • Mona Lisa. Louisenstraße 77. Tel: +49 351 803 3151. Ofrece al mejor Disk Jockey de la ciudad y lo frecuenta la beautiful people de Dresde. Más de 300 cocktails.
  • Star Club. Altbbriesmitz 2a. Tel: +49 351 421 0302. Populares bandas de música. Música de guitarra y baile.
  • Mondfisch. Louisenstraße 37. Tel: +49 351 804 4183. Atmósfera íntima. Precios moderados. Música metal.
  • Straße E. Werner-Hartmann-Straße 2. Tel: +49 351 213 8530. Paraiso para los locos del techno. Reúne varios clubs distintos y cuenta con varias pistas de baile.
  • Motown Club. St. Petersburger Straße 9. Tel: +49 351 487 4150. Salsa, reggae, jazz y afro los viernes; soul los sábados.

AEROPUERTO:
El aeropuerto Dresden-Klotzsche ofrece un buen número de vuelos domésticos y de charters vacacionales.

El tren S2 une el aeropuerto con la Hauptbahnhof/Estación Principal (23min) y con Dresden-Neustadt (14min).

TRANSPORTE FERROVIARIO: Dresde está a unas dos horas en tren desde la estación de Berlin-Hauptbahnhof. Hay trenes cada hora (ICE) o cada dos horas (RE) desde Leipzig El  S-Bahn sale cada media hora hacia Meissen (40min). Existen conexiones a Frankfurt (5 horas) y Praga (2 horas y media)

TRANSPORTE EN AUTOCAR : Existen numerosas líneas de autocar que unes a la ciudad con las diversas poblaciones de la región, así como con otras ciudades importantes alemanas.

RED VIARIA : Dresde está conectada con Leipzig mediante la A14/A4, con Berlín por la A13/A113 y con la República Checa por la B170 sur.

TRANSPORTE URBANO: El transporte público ciudadano lo opera la Dredsner Verkehrsbetriebe que dispone de diversos kioscos de información incluído uno en el exterior de la Estación Principal.

TAXIS : Los taxis tienen parada en la Hauptbahnhof (Estación Principal) y en la estación de Neustadt. Se pueden solicitar también al teléfono 211 211. Para recorridos cortos en la ciudad antigua de puede utilizar los Velotaxi, opción más económica que los taxis.

BICICLETAS: Se pueden alquilar a precios razonables en la Hauptbahnhof y en la estación de Neustadt.

SEGURIDAD CIUDADANA
Se recomienda tomar las medidas de precaución lógicas que se toman en las grandes ciudades, tales como vigilar en las aglomeraciones y no dejar objetos visibles en el interior  de los coches aparcados. 

REPRESENTACIÓN DIPLOMÁTICA ESPAÑOLA EN LA CIUDAD
Ninguna. Hay que dirigirse a la Embajada Berlín
EMBAJADA EN BERLÍN
Lichtensteinallee,1. – 10787 Berlín.
Teléfono:  254 007-0
Fax:  257 99 557

OFICINA DE TURISMO
Dresden-Werbung und Tourismus GmbH
Ostra-Allee 11
01067 Dresden

Oficina de Información de Prager Straße.
Besucheranschrift.
Prager Straße 2a
Horas de oficina:
Lunes a sábado de 10 a 18 horas
Domingos, cerrada

Información Turística de Schinkelwache.
Theaterplatz.
Horas de oficina: Lunes a viernes de 10 a 18 horas
Sábados y domingos, de 10 a 16 horas

PRINCIPALES SITIOS DE INTERÉS TURÍSTICO
Una combinación de tradición y época moderna determinan el encanto cultural de la ciudad. A eso se añade la belleza del paisaje del Elba con extensos prados, amplias villas señoriales y ostentosos palacios a lo largo del “Stroms” (patrimonio cultural de la humanidad UNESCO). Dresde cambia su imagen como ninguna otra ciudad lo hace. Durante el auge de los últimos años en el sector de la construcción se han edificado obras maestras arquitectónicas, que llaman la atención a nivel internacional.

Lugar muy importante es la reconstruida iglesia de Nuestra Señora. Alrededor de la plaza de teatro están el palacio “Zwinger”, la construcción del barroco tardío más destacada en Alemania, la ostentosa ópera Semper, el castillo residencial con establo interior y una gran pintura mural del desfile de los príncipes, así como la Catedral. La ciudad nueva exterior está caracterizada por bares y lugares de moda. Vale la pena conocer la lechería más bella del mundo “Pfunds Molkerei”, los tres castillos del Elba y los históricos ferrocarriles de montaña en Loschwitz.

El Palacio Zwinger de Dresde. La obra arquitectónica barroca más bella de Dresde se encuentra en el centro del casco antiguo. Es considerada como una de las más importantes construcciones del barroco tardío en Europa. La puerta “Kronentor” con la cofia dorada se ha convertida en uno de los monumentos característicos de Dresde. El nombre Zwinger, es un concepto de las edificaciones fortificadas y significa el espacio que se medía entre la muralla externa e interna. La zona se presenta hoy con su extenso patio interior, los diferentes pabellones y las galerías como armónica unidad.

La Ópera Semper. La tradición de ópera de Dresde se remonta hasta el Renacimiento. La arquitectura y acústica hacen de la ostentosa ópera de Dresde una de las principales obras de arquitectura teatral del siglo XIX. Reconstruida idéntica a la original, vuelve a lucir su decoración artística y ornamental. Gracias a la tradición musical y a la alta calidad artística está entre las más conocidas óperas del mundo.

La Iglesia de Nuestra Señora. La iglesia de Nuestra Señora de Dresde es una de las más importantes construcciones de iglesias protestantes de Sajonia. Destruida en febrero de 1945, las impresionantes ruinas se convirtieron en un monumento conmemorativo contra la guerra y la destrucción.  Utilizando los  elementos  rescatados  surge de nuevo la  iglesia   de Nuestra Señora como lugar de fe, de esperanza y de encuentro  subvencionada con grandes donativos de muchos países del mundo.

EXCURSIONES DESDE DRESDE:

Dresde está rodeado por la sierra de los Montes Metálicos del Este, por las rocas de arenisca de la «Suiza de Sajonia» y por la cadena de colinas de las montañas Lausitz. Esta geografía hace que Dresde sea el punto de partida ideal hacia diversas excursiones.

Meissen. La mundialmente famosa manufactura de porcelana Meißen presenta obras maestras desde el tiempo de su fundación (1710). El castillo Albrechtsburg, con su escalera de caracol, es el ejemplo más antiguo de un castillo residencial del Renacimiento en Alemania. Por debajo del monte del castillo se extiende el casco antiguo de la ciudad con el bello Ayuntamiento en el mercado.

Moritzburg. En un pintoresco paisaje de estanques se encuentra Moritzburg con su palacio de caza barroco, uno de los castillos rodeados de agua más hermosos de Europa. En Rüdenhof, el último domicilio de Käthe Kollwitz, obras y documentos personales recuerdan a la diseñadora y escultora alemana. En el conocido criadero de caballos de Moritzburg se dan lugar anualmente populares desfiles de sementales.

Radebeul. Con sus viñedos alrededor de la histórica explotación vinícola Hoflößnitz y el castillo Wackerbarth con su emblema Belvedere, la ciudad brilla con un encanto sureño. El Museo Karl May en la casa del escritor de aventuras conocido mundialmente, el visitante es raptado al «Salvaje Oeste». Con un tren a vapor, en aproximadamente 30 minutos desde Radebeul atravesando un pintoresco paisaje de estanques, se llega a Moritzburg.

TELÉFONOS DE INTERÉS

EMBAJADA ESPAÑOLA EN BERLÍN:
Teléfono:  254 007-0
CENTRO DE INFORMACIÓN TURÍSTICA : +49 (0) 351/49192-120
Bomberos y Ambulancia: 112
Policía: 110

Club del Automóvil de Europa ACE – Auto Club Europa: llamada de emergencia: 0 18 02 – 34 35 36

IMPORTANTE – EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Esta información se da a título puramente informativo, sin formar parte de ningún contrato de viaje ni de servicios sueltos, y por lo tanto ni la Agencia de Viajes, ni los pro­pietarios legales de su copyright son responsables de la exactitud de los datos en el momento en que el Viajero (cliente) hace uso de ellos, ya que el único control esta­blecido y posible es su veracidad en el momento de su elaboración y revisión anual (01/04/05).

Por ello la Agencia de Viajes, los propietarios del Pro­grama Informático y su Copyright declinan cualquier res­ponsabilidad sea por errores, omisiones, o cambios pro­ducidos en la información que aquí se proporciona.

Deja un comentario

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba